¿Cómo detectar facturas falsas?

Publicado: 28 Jun 2019 Por: Omar Barrera Dávila

El pasado 25 de junio, en conferencia de prensa, la Jefa del Servicio de Administración Tributaria (SAT), Margarita Ríos-Farjat, presentó los resultados de una investigación realizada sobre las empresas que que venden facturas electrónicas por operaciones simuladas o inexistentes.

De acuerdo con los datos de la exposición, del 2014 a la fecha fueron identificadas en el país 8, 204 empresas que facturas operaciones simuladas y que han generado 8 millones 827 mil 390 facturas falsas por un monto aproximado de 1.6 billones de pesos. Esto, arrojó la investigación del SAT, supone una evasión fiscal de 354 mil 512 millones de pesos.

Este monto representa 1.4% del Producto Interno Bruto (PIB), de acuerdo con la autoridad fiscal.

La jefa del SAT también reveló que 60% de las empresas están identificadas por el organismo como facturadoras de operaciones simuladas (EDOS) se concentran en 9 estados de México; siendo los de mayor incidencias:

  • Ciudad de México
  • Jalisco
  • Nuevo León

¿Qué es una factura falsa?

Una factura electrónica falsa es igual a cualquier Comprobante Digital por Internet (CFDI). De inicio es válida porque cuenta con todos los elementos formales y autorizados de todas las facturas.

Lo que la hace falsa, de acuerdo con el SAT, es su contenido; el cual, de inicio se presume verdadero y por lo mismo las transacciones bajo esta situación consiguen tener efectos fiscales. Sin embargo, hasta que la autoridad fiscal revisa las facturas, o CFDI, que detecta que la operación es simulada y que no existe.

En el mundo contable, las operaciones simuladas tienen el nombre de EFOS y justamente hace referencia a las empresas que facturan operaciones simuladas.

Quienes recurren a esta práctica, colocan en el mercado comprobantes digitales (CFDI) para amparar operaciones que no existen o que no corresponden a lo facturado; y esto sucede dentro del sistema fiscal y financiero.

Las empresas que emiten facturas electrónicas falsas para amparar operaciones simuladas (EFOS), hoy en palabras de la titular del SAT también llevan el sobrenombre de "factureros".

¿Cuál es el objetivo de las operaciones simuladas (EFOS)? ¿Por qué existen las facturas falsas?

Principalmente, tienen un impacto fiscal: esencialmente se busca evadir impuestos y en situaciones más graves su objetivo está relacionado con el lavado de dinero.

Respecto a los efectos fiscales, la Jefa del SAT, Margarita Ríos-Farjat, expuso que el contribuyente que deduce una factura falsa erosiona su base gravable del Impuesto Sobre la Renta (ISR); incluso, puede generar pérdidas que provocarían que no pagara ISR en varios periodos.

En relación al Impuesto de Valor Agregado (IVA), la agresión al fisco es más fuerte porque:

  1. Implica saldos a favor que se compensa contra el mismo impuestos.
  2. Se pide la devolución de un IVA que en realidad no existe.

A decir del SAT, estas son maneras de defraudar al fisco. 

¿Dónde quedó el dinero?

Hay que saber que el dinero registrado en las facturas falsas no necesariamente es inexistente, porque puede estar relacionado a los siguiente: 

Si la transacción no existe, ¿también el dinero? No necesariamente porque la factura puede referir a:

  • Cifras de dinero nunca pagadas por operaciones que nunca se dieron.
  • Pueden amparar dinero que si fue objeto de una transacción: la transacción nunca existió y la factura se generó con el objetivo de recibir ese dinero.

Recomendaciones a seguir

Para los contribuyentes, la autoridad fiscal da las siguientes recomendaciones para evitar caer en operaciones simuladas (EFOS) o recibir facturas falsas:

  1. Revisar su facturación.
  2. Consultar la lista de empresas que el SAT incluye en su página web de aquellas empresas que están en el presunto de emitir facturas con operaciones simuladas, o que si han sido definitivamente identificadas como emisoras de facturas electrónicas falsas; que son "factureros", para usar los términos del SAT.
  3. Informarse al respecto de qué son las operaciones simuladas y evitar caer en la recepción de facturas falsas. 
  4. Recibir la orientación necesaria y en caso de caer en una situación de facturas falsas, corregir con tranquilidad ante de presentar cualquier obligación fiscal y de comprobación.

Topics: Contadores, Facturación Electrónica, #LoMásLeído, #MejoraTuNegocio, #TuGuíaFiscal, Tendencias Fiscales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nueva llamada a la acción

REDES SOCIALES